Pinceladas de Asturias

facebookgoogle+TwiterYou Tube

Visitas: 121749

Mujeres que pisan fuerte, Karin Sagner

mujeres que_pisan_fuerteCaminar es avanzar hacia delante. Con el paso firme de quien decididamente tiene un objetivo que cumplir. Caminar, en este caso, es una acción con reminiscencias políticas.

 

Hay mujeres ejemplares que han caminado así a lo largo de la Historia con una velocidad casi deportiva y claridad de ideas. Como si llevaran una antorcha en el puño.

Con eficacia, rigor, demostrando una contundencia que desdice un estereotipado concepto de lo femenino o feminiza el coto cerrado de una virilidad inexpugnable. Lavanderas, trabajadoras de telares, agitadoras de la clase acomodada. - Marta Sanz

 

Durante siglos, las mujeres estuvieron atadas a sus hogares y solo podían salir acompañadas. Pero a partir del siglo XIX comenzaron a liberarse de sus botas de cordones y corsés y de las restricciones sociales para explorar su entorno. Sus paseos se convirtieron en auténticas declaraciones de independencia y en una manera de expresar su deseo de libertad y aventura.

La autora, a partir de obras de Sorolla, James Wallace, John Singer Sergent, Gustave Coillebotte, Aristide Maillol o Gustave Courbet,cuenta la historia de esas mujeres cuyos paseos no solo les sirvieron para respirar aire fresco, sino también para descubrir el mundo.

Podemos ver algunos ejemplos en la literatura de aquellas escritoras que descubrieron el placer de pasear al aire libre y pudieron así cuenta la historia de esas mujeres cuyos paseos no solo les sirvieron para respirar aire fresco, sino también para descubrir el abrir la mirada al mundo y disfrutar de la belleza de la naturaleza. 


Virginia Woolf: sus paseos diarios a paso ligero, sus largas caminatas en Sussex y a lo largo de la costa de Cornualles para ir a visitar a su hermana eran parte determinante de su obra literaria ya que le permitía tener una mirada al mundo a través de la libertad. “Merodear por las calles en invierno, la mayor de las aventuras” (1927)

Otras mujeres adelantadas a su tiempo fueron las pintoras Anna Ancher (1859 – 1935) y Marie Krøyer (1867 – 1940). En uno de los cuadros del marido de Krøyer, se las ve con vestidos blancos y largos, descalzas paseando por la playa de Skagen en Dinamarca. Artistas seguras de sí mismas. Sobre todo, Krøyer rompió las convenciones de su época, que allanó el camino a la siguiente generación de pintoras. Estando casada, formó un triángulo amoroso.

Karin Sagner estudió Historia del Lengua y Literatura Alemanas en Múnich y París, y escribió su tesis doctoral sobre Claude Monet. Especializada en arte alemán y francés de los siglos xviii y xix, es autora de varios libros, entre ellos un best seller sobre Claude Monet, y Mujeres admiradas, mujeres bellas, publicado por Maeva.


Actualmente, trabaja como experta en arte y comisaria indepen-diente de museos y galería de arte de Europa y Estados Unidos.

La metáfora erótica del paseo se desliza y cae, bien lubricada, por la hendidura de un árbol.
Por la madriguera. Pasear es un modo de leer y leer también es caminar.- Marta Sanz

Forma parte de la “familia” de Pinceladas de Asturias :)

Visita nuestra web

Síguenos en las redes sociales

Envíanos actividades

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.